SOBRE ESTE BLOG...

Acá vas a encontrar, básicamente, data sobre historieta cómica argentina clásica. Además, bastante de bande dessinée. Algunas reflexiones sobre el lenguaje historietístico, muchas polémicas y miles de imágenes, la mayoría de mis propios archivos. La forma más fácil de ubicar un material o autor es ir a "Etiquetas", revisar y hacer click en la pertinente. También podés escribir una palabra clave en "Buscar en este blog". Tenés mi contacto, encima. Suelo responder mails si la consulta es muy específica. Podés tomar lo que quieras, siempre que cites la procedencia. Si no citás, y te ubico, te escracho públicamente, como he hecho en varias oportunidades. Enjoy

miércoles, febrero 21, 2007

XI. EL URUGUAYO ERUDITO (1)

(Continuación)... El cuadro vuelve a la forma del recuerdo y ahora el trazo del Maestro, quizá contagiado por la ternura del Indio, se aliviana, tomando algo de la antigua forma caricaturesca, para dibujar al hermanito. Sin embargo, el Gurí también ha cambiado: su mitológica panza casi ha desaparecido, acentuando así su altura. Un ligero encorvamiento lo torna lánguido y desgarbado. En cambio, el rostro, el ponchito y el chiripá no presentan variantes, lo que remarca la patética desmesura del conjunto.
El Gurí está berreando y en su media lengua (arbitrariedades de la historieta, ya que ha sobrepasado largamente los sesenta años) dirige sus reclamos a un Indio que, impotente, le ofrece leche en tetra-brick.
EL GURI: ¡Nene no quere eso! ¡Nene quere lete! ¡Lete pura! No fotificada con hiedo ni fófodo ni ninguna de étas poquedías... ¡Lete sola, ca-ne-co!
En el siguiente cuadro el Indio corre, llevando a la rastra a su hermano, mientras el tetra-brick vuela por los aires.
EL INDIO: ¡Te has encaprichaú, sotreta! ¡Vamos pa' la estancia! ¡Ahí te vas a empachar de leche pura!
El gag parecería resolverse –como tantas otras veces- con el Gurí, en el casco de la estancia, rodeado de vacas esqueléticas. Pero la diferencia radica en que ahora, aún no satisfecho y pidiendo más, su hermano, desesperado, le explica:
EL INDIO: Ya no me quedan vacas, Gurí... Me has secaú a las últimas que tenía... (continuará).

(continuará)

No hay comentarios.:

Publicar un comentario