SOBRE ESTE BLOG...

Acá vas a encontrar, básicamente, data sobre historieta cómica argentina clásica. Además, bastante de bande dessinée. Algunas reflexiones sobre el lenguaje historietístico, muchas polémicas y miles de imágenes, la mayoría de mis propios archivos. La forma más fácil de ubicar un material o autor es ir a "Etiquetas", revisar y hacer click en la pertinente. También podés escribir una palabra clave en "Buscar en este blog". Tenés mi contacto, encima. Suelo responder mails si la consulta es muy específica. Podés tomar lo que quieras, siempre que cites la procedencia. Si no citás, y te ubico, te escracho públicamente, como he hecho en varias oportunidades. Enjoy

lunes, marzo 30, 2009

LA COLECCION DE DAO: AVISO - MAGIA Y SOPAPOS

Si bien algunos han descargado sin dificultades el último archivo de Don Nicola, un amigo me advierte que ahora no se puede. Calculo que es un problema transitorio, pero por las dudas lo he subido nuevamente a través de MediaFire, un hosting muy confiable:

domingo, marzo 29, 2009

DE QUE HABLO CUANDO HABLO DE HISTORIETA

En otro mundo, el de los ’60, los que iban a escuelas privadas eran los burros que no se bancaban la exigencia de la pública. Esto favorecía que los pocos ricos se encontraran, en el plano de igualdad que nos otorgaba el guardapolvo, con los muchos pobres como yo. Fui compañero de primaria, por ejemplo, de un pibe cuyo padre era el dueño de la funeraria más importante de Zárate, y que no tenía ningún problema en cambiar mexicanas conmigo, humilde hijo de un laburante del frigorífico. No se de donde había rapiñado yo el pilón inicial, ya que todavía no compraba, para recibir a cambio aventuras de Batman y Súperman, que transcurrían en extraños planetas como el Mundo Bizarro y con personajes que encendían mi imaginación como Batmito o Mr. Mxyzptlk. Esas a su vez las iba cambiando con otros pibes de a una, y después de leerlas volvía con el pilón renovado a la casa del ricachón, en busca de nuevos canjes. No era fácil la transacción porque el hijo de puta ya se había leído todo lo recién publicado, entonces mi búsqueda por otros lares se orientaba hacia lo más viejo (la guita actual, que habré tenido entre manos en esa otra vida!). Las historietas eran fáciles de conseguir sin comprar. Fuera del canje, siempre había un amigo, un primo o un vecino que te las prestara o regalara. Era un material preciado solo para la lectura, después se convertía en descartable. Gracias a mis primos grandes de Capital descubrí las Correrías y las Andanzas (“El Teatro Maldito”, “El Fin del Mundo”, o alguna de ésas) cuando tenía apenas unos cinco años. Mi tío Ramón, el pudiente de la familia, que había abierto el primer kiosco de cigarrillos, golosinas y forros en pleno centro de Zárate, compraba todas las semanas la Patoruzú, y después de leerla me la dejaba a mí, lo mismo que los Libros de Oro. El Billiken era artículo de colegio, así que mis viejos solían comprármelo de tanto en tanto, y yo a lo primero que iba era a El Fantasma Justiciero, Pi-Pío o Pelopincho y Cachirula. Ahí también descubrí a Pratt con Ana de la Jungla (Ann y Dan), a Chick Bill y tantas otras. Anteojito fue medio tardía para mi generación, pero de todos modos, allí me enteré de la existencia de Sónoman y de Spirou. Circulaban, además, las Disneylandia, Tío Rico, Tribilín, La Zorra y el Cuervo, Lorenzo y Pepita, la Pequeña Lulú, Periquita, Archie... Cuando crecí un poco, desarrollé habilidades para lograr que mi vieja me diera guita, y empezó la etapa de comprar por mí mismo, pero sólo aquello que era digno de colección, a mi criterio. Tampoco era que hubiese coleccionistas. Es más, yo ni sabía que lo era. Decía que “juntaba” revistas. Ya conté en mi novela que el acto inaugural fue con “Monaguillo del Diablo”, en Correrías y “Platos Voladores”, en Andanzas. Pero también compraba -en la medida que mi vieja se ablandara- El Conventillo de Don Nicola y otras de Torino, así como Capicúa y otras de Mazzone. Mi peregrinaje por los kioscos era ansioso, sobre todo con las de Quinterno. En la época en que vivía en un barrio, llegada la fecha anunciada de publicación, me iba caminando hasta el centro, ya que allí estaban antes. Y siempre quedaba el recurso de la distribuidora, que a veces vendía al público, aunque de mala gana. Recuerdo que de “Puente al Otro Mundo” (una gran aventura de Correrías) conseguí ahí el único ejemplar que había llegado a Zárate, ignoro por que. Después, aparecieron revistas nuevas: Lúpin, y Antifaz, que las empecé del primer número (de nuevo pienso en la guita que tendría ahora, de haberlas conservado). También tuve las primeras Hijitus y Larguirucho, pero pronto dejaron de interesarme. Claro que tengo que agradecer a García Ferré haber leído por primera vez -maravillado- a Lucky Luke en Antifaz. Y más o menos por la misma época, Siete Días lanzó en fascículos a Astérix, que nuevamente me volvió a llegar gracias a mi tío Ramón, el pudiente (además, a través de él conocí El Eternauta de Gente, aunque no podía todavía apreciarlo). Pero ya debíamos andar por los ’70, y la historieta pasaba a ser cosa de chicos. Yo era “grande”, me dedicaba al teatro, leía a Brecht, a Shakespeare y a Ghelderode, así que regalé todo lo que tenía a un vecino, de un saque, en un sólo acto simbólico de ingreso a la “adultez”. Eso no obstó para que posteriormente siguiera comprando algunas cosas: Skorpio y todo lo de Récord, que marcó mi ingreso a la historieta “seria”, con la consiguiente gran y definitiva revelación de Oesterheld, Breccia y todos los grandes de una etapa que yo no había vivido, de la que algo conocía, pero que recién ahora me deslumbraba; también Satiricón, Mengano, Chaupinela, Humor, Súper Humor... De modo que no me alejé del todo. Volví a mis aficiones infantiles, a la historieta “cómica”, recién a mediados de los ’90, cuando me declaré coleccionista y me interesé por saber más de aquél mundo perdido.
De todo eso hablo cuando hablo de historieta. De otra galaxia, donde no existían las comiquerías, ni el manga, ni los lujosos álbums. Donde en cada kiosco, en cada casa, había abundante material del género para los pibes, leído de refilón los grandes. O sea, un tiempo donde la historieta no era “arte”, ni había llegado a la “adultez”, pero en cambio era inmensamente popular. Y conducía a un mundo de aventura que ya no existe. Una lástima, señores.

LOS DISTINTOS DIBUJANTES DE CORRERIAS

A menudo oigo mencionar la división de tareas que existía en EDQ para la elaboración de las historietas de Patoruzú y Patoruzito. Lo cual no debe confundirse con indiferenciación o confusión de estilos. Aún cuando se marcaran pautas rígidas a los dibujantes, y se los entrenase para cumplirlas, es imposible mimetizarse absolutamente con una forma impuesta, al punto de abandonar los rasgos propios. Por más personas que interviniesen en el proceso, puede reconocerse tanto en Andanzas como en Correrías -con alguna rara excepción- improntas uniformes durante largos períodos. O sea que, habiendo un creador cuya tarea consistía en plantar los personajes, de éste era el trazo predominante, no obstante que fondos o siluetas, a más de detalles y pasado a tinta, los realizaran otros.
Los datos que puedan aportarse son siempre bienvenidos, pero mientras no tengan la precisión suficiente sigo confiando en lo que me dicta mi ojo. Y mi ojo desmiente, por ejemplo, la afirmación que Lovato haya dibujado largamente a Patoruzito. Es posible que sí en la Semanal, aunque no cuento con material suficiente para saber si le perteneció íntegramente desde el '45 al '63. Pero no en Correrías en continuidad hasta el ’69, año en el que supuestamente lo habría dejado para hacerse cargo de Locuras (que en realidad aparece a fines del '68), como sostienen algunas fuentes.
Colección de Correrías en mano, paso a mostrar lo que considero cuatro etapas marcadamente diferenciadas, o sea cuatro dibujantes distintos (o tres, me queda la duda) en el transcurso de una década, que va desde el ‘58, en que aparece el primer número, hasta el ’69 donde se dice que Lovato habría abandonado al personaje, mientras que para mí lo hizo bastante antes.

Hasta el Nº 21 de Correrías de Patoruzito, no hay discusión: eran reediciones de la Patoruzito Semanal, y las había dibujado Lovato, aunque en las primeras aventuras se advierta, de tanto en tanto, alguna mano distinta. Por ejemplo, en las páginas que ilustran se puede reconocer claramente a Ferro en los orientales, mientras que Patoruzito e Isidorito pertenecen a Lovato.


A partir del Nº 22, “El Castillo Maldito”, de octubre del ’59, comienzan las creadas exclusivamente para la revista y con ellas otro estilo muy uniforme. Aunque guarda algunas similitudes con el anterior, el segundo dibujante (llamémoslo así, a falta de conocimiento de su identidad) plantea líneas más angulosas y estilizadas que las de Lovato maduro, y ni hablar del primigenio. Elegí páginas de ambos donde esto se grafica con claridad respecto al tratamiento diferente en Chiquizuel y Chupamiel, así como en el plano secundario de personajes, dado que los cambios en Patoruzito e Isidorito son más sutiles. Hasta el '63, salvo raras excepciones, sigue con continuidad este segundo dibujante.

En dicho año (en el Nº 58, “La Montaña del Trueno”), irrumpe un trazo muy diferente a todo lo anterior. Si bien se vuelve a las redondeces características de Lovato, los personajes y movimientos alcanzan una expresividad nunca antes lograda. Se sigue reconociendo a este excepcional tercer dibujante durante tres años -con algunos lapsos cubiertos por el que lo antecedió-, y dos años más con trabajos esporádicos o en conjunto con el siguiente. Para mí, el mejor Patoruzito, en guiones y dibujo, es éste que va del '63 al '66, con títulos maravillosos como “El Islote del Diablo”, “Las Islas Felices”, “Millonario en Peligro”, “El Sombrero de Napoleón”, “Puente al Otro Mundo”, “El Elefante Volador”, “Club de Mentirosos”, “Cura Milagrosa”, “El Pueblo Perdido”, “El Gran Duque”, “El Espantapájaros” o “Monaguillo del Diablo”, por nombrar sólo algunos. Sería real justicia poder identificar a su autor. Revisando al Lovato más antiguo, al de las primeras aventuras de Patoruzito, no es de descartar que este tercer dibujante sea nuevamente él, en tanto es posible verificar algunas similitudes entre los trazos. También es verosímil que se ocupara ahora de Correrías, dado que había terminado en ese mismo año la Semanal. Obviamente que para que fuera así, su estilo tendría que haber experimentando grandes cambios desde lo que va del Patoruzito inicial en el '45, hasta éste del '63 (pasando en el medio por el de la segunda de las imágenes, que es originaria de fines del '53). Pero 18 años es tiempo suficiente en la vida de un artista como para que eso suceda. Dejo abierto el interrogante, sin que quite validez a mi refutación -como se desprende del resto del post- a que se hiciera cargo en continuidad del personaje hasta el '69.

Lo va sucediendo paulatinamente el cuarto dibujante, quien comienza a aparecer poco antes del número 100 (1966), turnándose con el anterior o a dúo con él (en esta etapa sí aparece alguna confusión de autorías), y queda definitivamente a cargo a comienzos de 1968. Si bien continúa respetuosamente el estilo de su antecesor, no tiene ni de lejos la calidad de aquél, lo que se puede comprobar en la rigidez de los personajes, una vez que queda solo.
De allí en más, lo que viene no me interesa demasiado: es decadencia pura, esquematismo extremo tanto en guiones como en dibujo, que se acelera por los '70, donde ya es muy poco lo que se puede rescatar.
Por otra parte, las páginas se reducen, lo cual determina que la supuesta Selección de las Mejores, en su gran mayoría, provenga de esa olvidable etapa. Lo mismo puede decirse de Andanzas, a las que dedicaré un futuro post, donde mostraré, de la misma forma que en el presente, los cambios de que allí también se observan.

viernes, marzo 27, 2009

INSISTIENDO...



...con la lista de reediciones impostergables en
historieta cómica argentina:
“CONVENTILLO”, de TORINO
“PATORUZU”, de QUINTERNO
“CAPICUA”, de MAZZONE
“DON PASCUAL”, de BATTAGLIA
“LANGOSTINO”, de FERRO
“PI-PIO”, de GARCIA FERRE
“SONOMAN”, de OSWAL
“EL GNOMO PIMENTON”, de BLOTTA
“AVENTURAS DE LOS TRES MALDITOS”, de FRANCHO
“LOS MELLIZOS TIKI Y TOKO”, de VIDAL DAVILA
SALTAPONES”, de DOL
(...y siguen las firmas)

...Y YA QUE HABLAMOS DE FERRO

...Si éste fuera un país donde existiese una tradición editorial seria en el terreno de la historieta;
...Si los principales divulgadores y promotores del género no estuvieran obnubilados por el minga, los superhérores, y cuanta mierda foránea aparezca;
...Si los responsables de las políticas culturales oficiales no creyeran que el tributo a los grandes del pasado se resuelve con "homenajes";
...Si las editoriales que todavía subsisten, como Universo, estuvieran manejadas por personas con dos dedos de frente...



...No sólo se habría reeditado ya el Langostino completo, sino también una recopilación de Pampa Bárbara, la extraordinaria serie de chistes que Ferrito hacía en el anuario de Patoruzú.

COCO Y CILINDRINA

El nombre de Clemente Montag me era conocido a través de la Editorial Dante Quinterno, para la que trabajó por la década del '70, época en que el nivel de calidad empezaba a descender irremediablemente. En cambio, su mayor creación, Coco y Cilindrina (una moto a conciencia), me resultó desconocida hasta hace poco tiempo, en que empecé a rastrearla debido al interés que mostraban por ella las generaciones posteriores a la mía, que la leyeron en el Anteojito de los '80.

Uno de los difusores de esta historieta es el querido César Da Col, quien le ha dedicado un interesante artículo a su autor en Imaginaria. Hace pocos días, cuando lo visité en el Museo de la Caricatura, el mismo César me confirmó la reedición de Coco y Cilindrina en la colección Aventuras Dibujadas, que publica Domus. Espero el librito con verdadera curiosidad, ya que las pocas páginas que he visto de esta historieta me parecieron sumamente atractivas. La sola idea de una moto, proveniente de otro planeta, y cargada de "electroconciencia" es brillante. Sumado ésto al vínculo que establece con Coco, para desarrollar delirantes aventuras (que remiten a las de Langostino y Corina, asociación para nada caprichosa, en tanto Montag se forma al lado de Ferro y se confiesa su admirador).

miércoles, marzo 25, 2009

DE YAPA (...y terminamos)

Avivato y Basurtemas, que aparecían en las páginas interiores del mismo periódico

Y YA QUE ANDAMOS CHISTOSOS...

Ultima página de La Razón, edición del viernes 17 de diciembre de 1971

LANDRU, DOL, LIOTTA Y DOBAL EN "POBRE DIABLO"

Buscando el librito de Vacarezza para el post anterior, desempolvé una Pobre Diablo, del '53. Acá van 4 páginas de "chistes de los de antes".

martes, marzo 24, 2009

LAS BARBARIDADES DE FERIA FRANCA

De pura casualidad me encontré con este aviso, publicado por Mundo Cambalache (197 puntos positivos):
“Don Perfecto Sabe Todo Por Aberto Wacarezza De Pedro Segui”
(ver).
Sin pretender emular al personaje del título, el mismo debería haber sido, correctamente enunciado: “Don Perfecto Sabetodo, de Alberto Vacarezza, ilustrado por Pedro Seguí”.
Se trata de un cuadernillo de 10 páginas, más portada y carátula (que reproduce exactamente la portada, pero más chica), sin dato alguno de edición, que contiene versos satírico-costumbristas del célebre autor de sainetes, con 5 ilustraciones a color del conocido dibujante. Lo encontré hace tiempo, ni recuerdo donde, y me debe haber costado no más del equivalente actual a un peso.
Pues bien... Mundo Cambalache lo vende a $ 90!!!

domingo, marzo 22, 2009

CONTRAGOLPE TEATRAL

ACTUAN:
Diego Carfagno
Miguel Dao
Javier Marizaldi

MUSICO EN ESCENA: Hugo Correa
ESCENOGRAFIA Y VESTUARIO: Alicia Levy
LUNES 23 - 21:30 HS.
EDIFICIO "6 DE JULIO"
TEATRO MUNICIPAL
"PEDRO BARBERO"
CAMPANA

DORFMAN TENIA RAZON!!!

Este librito da cuenta de la incidencia que tuvieron las historietas de Disney en la inculcación de la Doctrina de la Seguridad Nacional en América Latina.(...dedico el presente post a Fabio Blanco)

DE MURALES PASAMOS A "PARQUE TEMATICO"...FAAA!!!

Siguiendo con los sitios que evocan personajes de la historieta argentina, se me hace deber informar que en la localidad de Comandante Luis Piedra Buena, de Río Gallegos se inauguró recientemente el Parque Temático Infantil Dante Quinterno.

Los detalles del acto inaugural, los discursos del gobernador y el intendente, la historia de la iniciativa, etc., los encuentran gugleando.
Lo único que tengo para decir es que en las pocas imágenes del evento disponibles en
la web, no se advierte trazo alguno que provenga de Quinterno.
Ah... y que hubo un disfrazado de Patoruzú, que seguramente emitió un huija.
Ah... y que un funcionario de Luis Piedra Buena (a lo mejor el mismo que se disfrazó), en un anuncio de globos impresos en Feria Franca
(ver), hizo el siguiente pedido: "Muy buenas tardes, estoy necesitando 1000 globos que digan " Primer parque temático infantil " Dante Quinterno" Cmte. Luis Piedra Buena 2009. Necesito saber que precio me hacen y en que tiempo lo pueden tener listo, yo los necesito para el 14/03/09. Desde ya agradecería que me contesten a la brevedad. Gracias."
Los coleccionistas de boludeces patoruzófilas (ojo que esta palabrita es invento mío, eh) quedan avisados. De aquí en más sólo será considerado importante el que posea uno de esos globitos.
Ah... también podrían organizar una excursión a la placita, no?

CONVENTILLO 1937: Un importante descubrimiento de Luis del Pópolo

Luis del Pópolo es del tipo de coleccionistas que hace aportes invalorables, en función que su hobbie no pasa solamente por acumular revistas viejas, sino que se preocupa por investigar inteligentemente y, además, compartir sus hallazgos.
Hace un tiempo, subí a La Colección de Dao un archivo de Torino que incluía una página de Conventillo 1937, facilitada por él.
Ahora, me ha enviado el siguiente mail:
Don Nicola cumple un año
El título de este mail es el que corresponde a una nota publicada en Aquí Está! del 11 de julio de 1938 (número 224). La misma (que te adjunto) recuerda el debut de Conventillo en 1937. Teniendo en cuenta que hace tiempo te envié un mail con una página de la historieta correspondiente al 1º de julio de 1937 (número 117), casi ni es necesario deducir que tal página sería la primera publicada por Torino de Don Nicola (cuando aún no había incorporado aguadas, sepias, escenarios inquietantes, etc). Lindo sería tener las revistas del mes de junio/37, no sólo para terminar de comprobar que esa historieta es la primera sino porque también - pienso yo - no sería extraño que se haya publicado un artículo "presentación" de Conventillo y de su autor. Quedará para otra vez...

Así resulta que en La Colección de Dao se halla subido -gracias a Luis- nada más ni nada menos que un documento histórico de la historieta argentina: el primer episodio de Conventillo, y el consiguiente nacimiento de Don Nicola. Completo y con excelente resolución. Un incentivo adicional para sumarse a lo que aspiro se convierta en la primera comunidad de escanneadores de nuestra historieta cómica.

jueves, marzo 19, 2009

LA COLECCION DE DAO: CREACIÓN Y SUBIDA DE ARCHIVOS

Ante las consultas de algunos lectores, interesados en colaborar, pero que desconocen el proceso de creación y subida de archivos, doy acá una guía detallada.
1.- Crear una carpeta específica, para las imágenes a escannear.
Para ello seguir estos pasos: Abrir “Mis Documentos”, o “Mis Imágenes”. En el extremo derecho de la barra situarse en "Archivo". Hacer click. Aparece la opción "Nuevo". Posar la flecha ahí, y despliega. Elegir "Carpeta", cliquear. Aparece una nueva carpeta, con ese nombre justamente.
Click con botón derecho. Opción "cambiar nombre" y sobreescribir el que se desee. "Rico.Tipo", por ejemplo.
2.- Scanneo.
“Configuración Personalizada”: En “Resolución” elegir 200. En “Tipo de imagen”, imagen en color. Aceptar.
“Vista Previa”: Si no se puede bajar bien la tapa del scanner, apretar el ejemplar contra el vidrio, de modo que quede lo más pegado posible a él. Tratar que esté derecho. Ampliar un poco los márgenes preestablecidos. Siguiente.
En “Escriba el nombre de este grupo de imágenes”, si son menos de 100 páginas, empezar la numeración desde el 01; si son más, desde el 001, por el futuro orden de lectura en el CDisplay.
En “Seleccione un formato de archivo”: jpg.
En “Elija un sitio para guardar este grupo de imágenes”. Ir al costado “Examinar”. Despliega menú de la PC. Buscar la carpeta antes creada (“Rico.Tipo”). Hacer click en ella. Aceptar. Aparece en la barra. Siguiente.
Así con cada imagen a escannear, cuidando solamente la posición de la página e ir cambiando el número (las elecciones hechas anteriormente quedan).
3.- Compresión
Una vez que estén todas las imágenes completadas, se comprime directamente la carpeta en rar, de la siguiente manera:
Botón derecho del mouse, aparece la opción de unos libritos apilados, con la leyenda: "Añadir al archivo... (Rico.Tipo)", click con botón izquierdo. Se forma entonces un archivo con ese ícono y nombre.
4.- Subida a la web (hosting)
Ir a este link:
http://rapidshare.com/
Click en "examinar"
Abre el directorio de la PC
Ir a la carpeta donde está el archivo rar (“Rico.Tipo.rar”), señalarlo y "abrir"
Aparece en la barra.
Cliquear "Upload"
Esperar que termine de cargar
Finalizado, cambia la página y aparece el lugar donde se alojó -ej.: 1. Download Link: http://rapidshare.com/files/Rico.Tipo.rar.-
Copiar el link y enviármelo por correo.
OJO: al finalizar el proceso de subida, aparece "remove" o "delete", que es una opción que da el hosting para borrar el archivo. CERRAR SIN CLIQUEAR ALLI.
Es cuestión de ensayo y error. Una vez que le agarren la mano resulta muy fácil. Ante cualquier duda, mándenme mail.

martes, marzo 17, 2009

LA COLECCION DE DAO: DON NICOLA en “Magia y Sopapos”

por TORINO

42 páginas más portada
El Conventillo de Don Nicola Nº 39
Marzo de 1964
DESCARGAR

LA COLECCION DE DAO: PATORUZU en “Upa y el Misterio de la Gruta”

por QUINTERNO

80 páginas más portada
Las Grandes Andanzas del Indio Patoruzú Nº 2
Noviembre de 1956
DESCARGAR

LA COLECCION DE DAO: PIANTADINO en "Sobre la Pista del traje"

por MAZZONE

8 páginas tabloides más portada
Piantadino Nº 1
Enero de 1961

lunes, marzo 16, 2009

NOVEDADES DE LA COLECCION DE DAO

Antes de pasar de lleno al asunto, voy a permitirme una breve reseña.
Inauguré el blog La Colección de Dao en junio del año pasado y desde entonces he subido 25 archivos de historieta cómica argentina, mayoritariamente de Torino, Quinterno o Mazzone, pero también dando cabida a otros creadores, como Battaglia, Ianiro, Guerrero, Vidal Dávila, Blotta, Ferro, además de varias tiras de la revista Billiken. He recibido algunos aportes invalorables, como los de Luis del Pópolo y Norberto Rodríguez Van Rousselt. Si bien no llevo la cuenta de los primeros archivos que subí, contabilizo alrededor de 1500 descargas... O sea que interés por el tema, hay.
Dado que el primer objetivo fue la difusión de obras maestras olvidadas del género, creo que en estos 10 meses se ha cumplido con creces. Eso sí... los que podrían haber encarado alguna reedición impresa, ni se enteraron.
Como decía en el post anterior, creo que llegó la hora de que el material se multiplique, que los coleccionistas desenfunden los ejemplares de sus bolsitas y se pongan a escannear. Y que aquellos que no lo son, pero tengan alguna rareza suelta, venzan la fiaca, y también lo hagan.
El tipo de material, ya lo conocen: historieta cómica argentina NO REEDITADA y que no sea fácil de conseguir, lo que implica unas tres décadas de antigüedad, al menos. Y si bien lo de obras maestras pasa por un criterio subjetivo, convengamos en que, por poner sólo dos ejemplos, ni Piturro ni Pitongo lo son.
Quien quiera prenderse aportando archivos, no tiene más que escribirme a
migueldao57@gmail.com, y recibirá una invitación para acceder a La Colección.... Si no tiene práctica en el scanneo, también lo puedo asesorar.
Este requisito, reitero, no es indispensable para aquellos que hayan dejado sentado su paso por el blog. De muchos no tengo el mail, por lo que no he podido cursarles invitación. De otros, seguramente, me habré olvidado, por lo que pido disculpas.
También serán merecedores de pase libre los que tengan subidos a la web algún archivo. Obviamente, no todo tiene que centralizarse en mí. Sería feliz si veo que nacen nuevos sitios que se dediquen a esto, aparte de los pocos que existen y que están muy quietos, en general.
En realidad, aspiro a una comunidad de escanneadores, como la que se da en el género de superhéroes yankees. Veremos si aunque sea, podemos dar un pequeño pasito adelante en esa dirección. Y si no... habrá que resignarse y seguir peleándola en solitario, o con contados amigos.
Para inaugurar esta nueva etapa, quise dar el ejemplo y me pasé la tarde scanneando y corrigiendo en el Photoshop. Acabo de subir a La Colección... 3 nuevos archivos. Se trata de:
“Sobre la Pista del Traje”
8 páginas tabloides más portada
Escanneada de la Piantadino Nº 1 (01.61), cuando sale autónomamente, como Suplemento de Capicúa. Esta historia es sumamente interesante ya que cuenta el comienzo del tránsito del célebre personaje de Mazzone, de presidiario a detective.
“Magia y Sopapos”
42 páginas

Extractada de El Conventillo de Don Nicola Nº 39 (03.64), siendo su aparición original en la revista Aquí Está! de los años ’40. O sea, la etapa más brillante de Torino. Aquí aparecen junto a Don Nicola y El Maestro dos personajes extraordinarios: El Marinero Dos Pipas, y un mago, antecedente de Fun-yi-to, que posteriormente será utilizado en tiras por Torino, con el nombre de Kara Lunga. “Upa y el Misterio de la Gruta”
80 páginas más portada
Tomada de una aceptable copia de la Las Grandes Andanzas del Indio Patoruzú Nº 2 (11.56), republicación de lo aparecido en la semanal en el año ’37.
Como es sabido, este episodio marca el ingreso de Upa en el entorno del indio y es uno de los grandes clásicos realizados íntegramente por Quinterno.
Espero que sean muchos los que puedan disfrutar de estas 130 páginas de gran historieta, lo que implicará, a su vez, que haya muchas más para disfrutar.

domingo, marzo 15, 2009

EL PINGUINO Y LA COLECCION DE DAO

Ultimamente, he andado por varios sitios de descarga de historietas. Noto que es muy raro el material argentino, y prácticamente inexistente el de historieta cómica. Al punto que a dibujantes que he citado en el post anterior, se los puede hallar solamente en revistas chilenas, como El Pingüino. O, como en el caso de Oski, en una española (ver) . Resultando paradójico, al mismo tiempo, que algunos escanneadores argentinos sean famosos en la web por haber subido cientos de revistas mexicanas. La Colección de Dao, pretendía empezar a revertir esa situación. Pero es un intento casi solitario. Es cierto que algunos lectores han contribuído con valiosos aportes. Aún así, lejos estamos de tener la presencia que tienen revistas de otros países. A partir del temporario cierre de Scans_daily (ver), me empezó a dar vueltas en la cabeza la idea de que se acceda al blog sólo por invitación. Ahora lo pongo en marcha, pero ya no por la amenaza de cierre que creo está muy lejos. Pienso que puede ser una forma efectiva de incentivar el acopio de historietas cómicas argentinas. El mecanismo será el siguiente: he mandado ya invitaciones a gente que me lo requerido en el último tiempo, a raíz del aviso, y a amigos que no necesitan pedírmelo. Suman apenas una docena. Dado que Blogger permite hasta cien invitados, los 88 restantes serán recibidos con todo gusto, pidiéndoles que aporten un escanneo del género que se ocupa el blog. Periódicamente, en la medida de los aportes, la lista será revisada.
(...por supuesto que si me he olvidado de algún lector asiduo, el requisito, de no poder cumplirse, será obviado ante su petición)

EL PINGUINO Y MAZZONE

Estuve bajando de Logística.Mental, El Pingüino, revista chilena de los ’50 y ’60. Su género era la picaresca, con la consabida receta de chistes, tiras cómicas y chicas en malla, que de tanto en tanto, dejaban asomar una tetita. La estrella era Pepo, el dibujante de Condorito, pero había en el staff algunos argentinos: Fantasio (chileno de origen, pero radicado en nuestro país), Seguí, Pedro Flores, Faruk, Rafael Martínez, Francho y Mazzone. Este último con chistes, la tira de Perkins y otras dos menos conocidas: El Señor Gerente (una mezcla de Don Fulgencio y Tacañino) y Chiki, la Corista, donde el creador de Capicúa elude lo picaresco que proponía el personaje mismo. Es evidente que en dicha vena no se sentía cómodo y para sortearla acudía a temas como las desdichas económicas de una aspirante a la fama o la vida entre camarines.

jueves, marzo 12, 2009

“COLUMBA ES UNA MIERDA...”




“...y desafío a todos los columberos en mi blog!” Así rezaba la frase que un idiota que se hacía pasar por mí hace un tiempo dejaba por cuanto sitio pasase. Y los columbófilos, con nulo discernimiento de sutilezas y estilos (no se les puede pedir demasiado, pobres) se tragaban que era de mi autoría y se cebaban en mi contra.
La anécdota viene a cuento de que la encuesta cerró con amplio margen a favor de que, para celebrar las 500 entradas y 100.000 visitas, vuelva a trenzarme con los adoradores de Robinjú y de Miráme la Palomita. Por supuesto que ni se me ocurre volver a ese nivel de “debate”.
“Para qué mierda lo puso como opción?”, se preguntará alguno que votó tomándose en serio el cuestionario. Per codere, como todas las demás opciones, por supuesto.
Ahora, lo que me llamó la atención de los votos es que nadie consideró que: a) deba dejar de festejar el acontecimiento; b) deba abrir más blogs; c) deba amigarme con ninguno de mis adversarios. Estas tres cosas las tendré en cuenta. Hay que escuchar al soberano.

miércoles, marzo 11, 2009

EL GUION “ARGENTINO” DE GOSCINNY

Strapontin, bande dessinée dibujada por Berck y con argumentos de Goscinny, aparecía en Le Journal de Tintin. El protagonista era un taxista, a cuyo antiguo coche solían subir clientes extravagantes, que lo arrastraban a aventuras en geografías exóticas.
En “Strapontin chez les gauchos”, Goscinny se mete con el país en que transcurrió su
infancia:
El cliente, en este caso, es un rico hacendado argentino, que viaja a Europa a comprar todo aquello que le divierte, y que termina trayendo al chofer a su estancia en la pampa.
A lo largo de la historia se pinta a los nativos como morochos, se afirma que solo se alimentan de carne, y se muestran sus habilidades en la doma, en el uso de boleadoras, y hasta en un duelo criollo.
Aunque al retratar la ceremonia del mate, el dibujante incurre en el mismo error que Manara, poniendo uno para cada gaucho VER (1).
También aparece nuestra benemérita Sociedad Rural. Es de destacar que en el palco, se encuentran los dos únicos argentinos blanquitos de todo el episodio...

(1) El post referenciado lo escribí a poco de empezar con el blog, y releyéndolo después de dos años y medio, me encuentro con que me sigue divirtiendo mucho. Sobre todo, al recordar las iras que despertó entre los robinjudenses, preludio de todas las batallas que continuaron. Notarán que uno de sus comentaristas fue nada más ni nada menos que Kráneo (al principio, a este blog, caía gente notable de HR... se ve que después se dieron cuenta que no valía la pena y lo dejaron a Reggiani, para que avise si aparecía algo interesante).