SOBRE ESTE BLOG...

Acá vas a encontrar, básicamente, data sobre historieta cómica argentina clásica. Además, bastante de bande dessinée. Algunas reflexiones sobre el lenguaje historietístico, muchas polémicas y miles de imágenes, la mayoría de mis propios archivos. La forma más fácil de ubicar un material o autor es ir a "Etiquetas", revisar y hacer click en la pertinente. También podés escribir una palabra clave en "Buscar en este blog". Tenés mi contacto, encima. Suelo responder mails si la consulta es muy específica. Podés tomar lo que quieras, siempre que cites la procedencia. Si no citás, y te ubico, te escracho públicamente, como he hecho en varias oportunidades. Enjoy

martes, junio 14, 2011

Hablando bien de Robinjú (...o no tan mal, por lo menos)

Le venía esquivando a la lectura de "Ibáñez (la caída de los hidalgos)", de Enrique Breccia y Robin Wood, que mi hija mayor me regaló pa' mi cumpleaños. Finalmente, hace unos días me decidí y ataqué el librito. Por el prólogo de Ariel Avilez -que le pone la infaltable cuota de mística columbera- me entero que se trata de la reedición de una serie trunca en D'Artagnan, publicada en el '83. "Cagamos," -me dije- "encima de tener que soportar al paraguayo, leyendas tipográficas y dibujos hechos pa' zafar...". Pero no. Me equivoqué. El dibujo de Breccia hijo está al nivel de lo que hacía en Skorpio, y el guión de Wood es llevadero, a pesar de que confía más en sus didascalias que en la gráfica, y que hay que soportarle, como de costumbre, sus parrafadas pseudopoéticas. El arranque, nomás, basta pa' desalentar a cualquiera que aprecie la buena literatura: "Mala tierra ésta. Tierra dura que se embosca en piedras, en aridez, en polvo áspero, hostil... Es inútil regarla con sudor y lágrimas... Es inútil injuriarla... Es inútil esperar nada de ella...". Si Robinjú renunciara a querer ser Borges, entendiera que siempre estuvo más cerca de Alberto Migré, y asumiera que es apenas un guionista de historietas, quizá hasta me llegaría a gustar un poco. Pero calculo que es tarde para que cambie, porque el paraguayo debe tener como noventa años, y estará espetando frases rebuscadas e ininteligibles a sus compañeros de geriátrico (...si es que ya no espichó, no se). 

7 comentarios:

  1. A DIOS GRACIAS TODAVÍA ESTÁ VIVO... IGUAL, NUNCA LO LEÍ CON MUCHAS GANAS DE HACERSE EL BORGES A ROBINJÚ; NI EN ESA ÉPOCA NI EN LA ACTUAL, QUE SEGURAMENTE SERÁ MÁS DE SU AGRADO PORQUE DE PRINCIPIOS DE LOS '90 PARA ACÁ EL HOMBRE HA RENUNCIADO A LAS GRANDES MASAS DE TEXTO -masas de texto como la que aquí le regalo- Y HA ENTRADO A DELEGAR -¿o confiar?- MÁS EN LOS DIBUJANTES CON LOS QUE CONSTRUYE HISTORIETAS.

    EN FIN, ESO. QUE SIGA BIEN!

    ResponderEliminar
  2. Qué dice, Avilez? Me alegra que me visiten los columberos, y en tren de paz. A decir verdad, si es por masa de texto, a Oesterheld le cabría el mismo reproche, era una característica de los guionistas de una época. Pero en serio, la pretensión poética de Wood me molesta ahora menos que antes. A veces es cuestión de entrar en el código. Ojo, eh!!! NO QUIERE DECIR QUE ME GUSTE, DEJO SENTADO (el enmascarado no se rinde). Abrazo

    ResponderEliminar
  3. Miguel, me hiciste recordar historietas de Columba "Fantasía" de 1952 que tenían dibujos apenas visibles, sepultados en bloques de texto puro; y todo en una tinta azul que mutaba al negro al doblar la página.
    De todos modos, tengo la fe (que no es lo mismo que decir "yo tengo fe") para torcer de a poco tu empecinamiento con algún esporádico envío escaneado de material selecto del "pretencioso" Wood.
    Un gran abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Mande, Rolkiem, mande. Que va'cer, uno con la edá se ablanda...
    Abrazo, querido!

    ResponderEliminar
  5. LA ALEGRÍA HA SIDO MÍA. LA ALEGRÍA DE REDESCUBRIR SU BLOG BUSCANDO UNA BUENA IMAGEN DE LA PORTADA DEL LIBRITO DE IBÁÑEZ -me la pidieron y mi ejemplar tiene la jeta dañada-. PROMETO VISITARLO MÁS SEGUIDO, EN CALIDAD DE MUDO U OPINÓN.
    OTRO ABRAZO.

    AA

    ResponderEliminar
  6. Si necesita mejor definición, avise, que la vuelvo a escannear (...Me llamo Julian Centella pa' lo que guste mandar -milonga-).

    ResponderEliminar
  7. SE AGRADECE, PERO YA LE HE SACADO PROVECHO A ESA QUE TIENE AHÍ. (REVERENCIA).

    A.A.
    (...era envidia del "Pigall", era un tigre para el tango y se llamaba Julián...)

    ResponderEliminar