SOBRE ESTE BLOG...

Acá vas a encontrar, básicamente, data sobre historieta cómica argentina clásica. Además, bastante de bande dessinée. Algunas reflexiones sobre el lenguaje historietístico, muchas polémicas y miles de imágenes, la mayoría de mis propios archivos. La forma más fácil de ubicar un material o autor es ir a "Etiquetas", revisar y hacer click en la pertinente. También podés escribir una palabra clave en "Buscar en este blog". Tenés mi contacto, encima. Suelo responder mails si la consulta es muy específica. Podés tomar lo que quieras, siempre que cites la procedencia. Si no citás, y te ubico, te escracho públicamente, como he hecho en varias oportunidades. Enjoy

miércoles, enero 24, 2007

PARACUELLOS DEL JARAMA: SEÑORES, DE PIE!!!

Hace poco mencioné mi descubrimiento, años ha, en la Superhumor, de Carlos Giménez y su Paracuellos.
La serie tiene como escenario exclusivo los asilos de huérfanos de la España franquista; en uno de ellos el autor estuvo internado de chico.
Me pareció que valía la pena subir algún capítulo, para los que no la conozcan.
Este es uno de mis favoritos.
Espero que lo disfruten (o lo sufran, depende de que hablemos)...

8 comentarios:

  1. Estimado Dao:
    Gracias por subir esta pequeña joyita. Aunque,si bien me gustan todos los trabajos de Carlos Gimènez que leì hasta ahora,prefiero las adaptaciones que realizara de cuentos de Stanislaw Lem y Jack London,que,si mi memoria no me falla (tengo demasiada pereza para ir a revisar mi media colecciòn de SuperHumor),fueron publicadas en la misma revista. No se...me da la impresiòn de que en Paracuellos se olvidò un poco de las tècnicas bàsicas del relato secuencial para centrarse màs en el aspecto introspectivo de la historia. Quiero decir,la digramaciòn era exactamente la misma en cada una de las pàginas de cada uno de los capìtulos,llegando,en cierto momento,a causar una fatiga visual que los guiones no salvaban.
    Si,si,ya se que probablemente ese efecto haya sido buscado a propòsito por el autor para transmitir el ambiente opresivo y monòtono de la España de post-guerra,pero que el protagonista viva en un mundo chato y sin variaciones no justifica que el apartado gràfico de su historia tambièn tenga que ser chato y sin variaciones. Con ese criterio los comics de terror tendrìan que estar impresos con sangre humana en lugar de tinta.

    ResponderEliminar
  2. Estimado Oscar: Efectivamente, SuperHumor publicó la adaptación de pasajes de "Aventura", de London y de "Diarios Estelares", de Lem. Y vienen al caso para demostrar por contraste que tu hipótesis acerca del efecto buscado en Paracuellos es acertada. En ambas versiones, Giménez se mueve libremente por los cuadritos (no he visto otros trabajos de él).
    Casualmente, en el Moby Dick de Eisner, que posteé en estos días, pasa lo mismo que en Paracuellos, siendo allí el objetivo remarcar a través de la diagramación la obsesiva búsqueda.
    La serie integral de Paracuellos fue realizada en dos etapas. En la última, Giménez rompe un poco con esta métrica, conciente quizá de la fatiga que mencionás, y que coincido es posible que a lo largo de varios capítulos -no dos ni tres- produzca en el lector. Aunque, para mí, los argumentos sí alcanzan para sostener la apuesta gráfica. No creo recordar -salvo con HGO o Breccia- que, de adulto, una historieta me haya causado una emoción tan profunda. Un cordial saludo.

    ResponderEliminar
  3. Con la misma temática, aunque en la Argentina de décadas pasadas, se puede leer la novela "Las Tumbas" de Enrique Medina. La publicó Ediciones de la Flor en 1972. Allí "El Pollo" y Martinez, los protagonistas, discuten si El Vengador y Gorrión son mejores que Vito Nervio. El Pollo quería ser dibujante y estuvo a punto de realizar el curso de "Los doce mejores artistas". Durísima la novela, un bodrio el film basado en ella.

    ResponderEliminar
  4. Muy buen apunte. Si mal no recuerdo, los personajes de Las Tumbas eran un poco mas grandes. En Paracuellos, Giménez como personaje ya quiere ser dibujante, y los "tebeos" están siempre presentes.

    ResponderEliminar
  5. Los famosos "internados" del Franquismo eran, por supuesto, tan oscuros como toda la España de la posguerra. Los nuestros no le iban a la zaga en sordidez, pero tenian menos de ritual nacionalcatólico y "la derrota" de sus internos tenía otro carácter. Los huerfanos a los que "guardaban" en Paracuellos, Colmenar, etc. lo eran en razón de la insurrección contra el gobierno legal que sus carceleros (porque no eran otra cosa) habían desatado y en la que, con la complicidad de las democracias occidentales (Frente Popular Francés, incluído), habían vencido. Quiero decir que esos chicos eran los huerfanos de los derrotados y fusilados y, muertos sus padres, ellos ocupaban el lugar simbólico del prisionero de guerra. En ese sentido compartian una suerte paralela a la de los prisioneros adultos, los que, a pocos quilometros, construian el Valle de los Caidos. La historia de Paracuellos, un lugar de áspera belleza, entre peñascos, al borde del rio Jarama, tiene otras connotaciones siniestras: Allí fueron los injustificables fusilamientos del PCE (escasamente explicados) en los que Santiago Carrillo tuvo una activa y nunca lealmente asumida participación (y no solo ideológica).
    En la españa de los tecnócratas del 60 fue, por su cercanía a la Capital, uno de los recreos de fin de semana más populosos. (hay una excelente novela de Sánchez Ferlosio que se llama "El Jarama" que cuenta ese tiempo de silencio y mediocre satisfacción).
    Alberto Wainer

    ResponderEliminar
  6. Ve por qué lo extrañaba, Máistro?
    Fijáte, Oso, en esta cita que hace Antonio Martín, en el prólogo del 1er. tomo de Paracuellos:
    “En 1941, Carlos Groocke, jefe de informaciones e investigaciones (policía de la Falange, según Max Gallo, de quien recojo la cita) declaraba a un testigo favorable, refiriéndose a los niños acogidos en los hogares de Auxilio Social: ‘Comprenda usted... estos niños no son responsables. Y representan la España futura. Queremos que lleguen a decir un día: sin duda la España falangista fusiló a nuestros padres, pero fue porque lo merecía. En cambio ha rodeado nuestra infancia de cuidados y comodidades. Los que, pese a todo, a los 20 años nos odien todavía, serán los que no tengan valor alguno. Los despreciados’.”
    Los “cuidados y comodidades” no fueron tales, como da cuenta Giménez, entre otros “despreciados”. Pero leo en esta mentalidad católica un intento de expiación por la carnicería franquista.

    ResponderEliminar
  7. acabo de ver (con alegria) las nominaciones al Oscar que le dieron al Laberinto del Fauno, en la que si mal no recuerdo, Gimenez tambien tenia mucho que ver.
    Gimenez ya habia trabajado en la anterior del gordo sobre españa, la muy buena Espinazo del Diablo.

    ResponderEliminar
  8. LA ESPAÑA POST-FRANQUISTA ES DECADENTE, NO LLEGA A LA ALTURA DE SER FASCISTA NI FALANGUISTA.
    JOSE ANTONIO PRIMO DE RIVERA SE SENTIRÍA AVERGONZADO.
    EL PACTO ESPAÑA-ESTADOS UNIDOS EN 1946, ES ABERRANTE.
    FRANCO ES LIBERAL, SIN NUNGUNA DUDA, DEPENDIENDO DE LOS YANQUIS.
    LOS COMUNISTAS QUE PELEABAN EN LA PRIMERA ÉPOCA, MUCHOS DE ÉLLOS SE PASARON A LAS FILAS DEL FRANQUISMO, TERMINADA LA GUERRA CIVIL.POR EL ABANDONO QUE SUFRIERON DE LA UNIÓN SOVIÉTICA.
    ESTO SE PUEDE VER EN UNA PELÍCULA ( ANTIFRANQUISTA ) ESPAÑOLA, MUY DIRECTA SIN PASIONISMO Y QUE TE DEJA PENSANDO.
    EN ESTE TEMA HAY QUE SER UN POCO IMPARCIAL, Y VER LAS MISERIAS HUMANAS TANTO DE UN LADO COMO DEL OTRO.
    POR SUPUESTO EL QUE SUFRE AL FINAL ES EL PUEBLO.

    ResponderEliminar