SOBRE ESTE BLOG...

Acá vas a encontrar, básicamente, data sobre historieta cómica argentina clásica. Además, bastante de bande dessinée. Algunas reflexiones sobre el lenguaje historietístico, muchas polémicas y miles de imágenes, la mayoría de mis propios archivos. La forma más fácil de ubicar un material o autor es ir a "Etiquetas", revisar y hacer click en la pertinente. También podés escribir una palabra clave en "Buscar en este blog". Tenés mi contacto, encima. Suelo responder mails si la consulta es muy específica. Podés tomar lo que quieras, siempre que cites la procedencia. Si no citás, y te ubico, te escracho públicamente, como he hecho en varias oportunidades. Enjoy

martes, marzo 03, 2009

ADIOS A LOS ESCANEOS?

(...publicado en http://www.lacarceldepapel.com/)

La noticia saltaba ayer y puede ser mucho más importante de lo que parece: Live Journal ha cerrado Scans_daily, la comunidad de escaneos de historietas que albergaba. Una comunidad que no era específicamente un foro de intercambio de tebeos escaneados, sino un lugar donde compartir gustos, donde se subían antiguas historietas perdidas, donde se criticaban tebeos, etc… Es cierto, y es indudable, que la gran mayoría del material que se subía a la web tenía copyright, pero no es menos cierto que, en muchos casos, o eran obras descatalogadas imposibles de encontrar o servían como acicate para la compra. Un cierre que, además, pone en alerta a un buen puñado de páginas que se dedican al escaneo de historietas de lo más variopinto, desde la labor fundamental de webs como Stripper’s Guide, Barnacle Press o Golden Age Comic Books a la diversión de Diversion of a Groovy Kind, Again with the comics o Pappy’s Golden Age comics, por citar sólo algunas de las decenas de páginas dedicadas al escaneo de historietas. Incluso podría afectar a aquellas que de forma ocasional publican tebeos escaneados sin consentimiento explícito de los autores. El problema detrás de todo esto, es evidentemente, una prolongación del debate que se mantiene en música y cine, pero que en el tebeo parecía todavía lejano, sólo avivado por unos cuantos autores. Sin embargo, el debate ya ha llegado a la historieta y por la puerta grande: ¿Es lícito compartir una historieta? En el fondo, la pregunta es idéntica a la que se han hecho en otras disciplinas, y todo el debate esconde tan sólo la evidencia del finiquito de una forma de entender la distribución y rentabilización de la cultura. La aparición de internet implica necesariamente reestudiar y reinventar los medios de distribución culturales, que permitan hacer convivir el libre acceso a la cultura que postula la red con la lógica y justa demanda de los autores de poder vivir de sus obras. ¿Aceite y agua? ¿ideas inmiscibles? Con seguridad, no. Simple falta de imaginación y conservadurismo a ultranza de una industria que se resiste a perder su parte del pastel, sabedora de tener la batalla perdida, pero que de momento dará guerra por mantener el status quo antes que optar por la renovación y la apuesta por nuevas formas. Pero volviendo a la historieta, la pregunta esconde una segunda lectura: siendo el tebeo uno de los ingredientes básicos de cultura popular, ha sufrido en carnes una de sus principales características, la consideración de cultura de usar y tirar. Y nunca mejor dicho, los tebeos han vivido durante décadas un camino irremediable que les llevaba del quiosco a la papelera tras su lectura. No existía la condición de objeto fetichista de coleccionismo que hoy tenemos, sino una alegre –y lógica- despreocupación hacia su destino. El resultado es que muchísimos de los tebeos publicados en prensa y comicbooks editados por pequeñas editoriales de vida efímera han desaparecido y son, hoy por hoy, imposibles de recuperar en la estructura de mercado actual. En esa línea, la labor que están haciendo muchas webs es simplemente encomiable, manteniendo en la memoria obras que estaban destinadas a olvidarse. Están haciendo el papel de preservadores y divulgadores de la cultura que tenían que hacer las instituciones públicas. La discusión sobre la legalidad de un escaneo de X-Men es evidente, pero el bien que se hace por la recuperación de, por ejemplo, la tiras editoriales de George Herriman es obvio. Es cierto que en determinados casos, la discusión sobre los derechos de estas obras es muy peliguada. De hecho, si hace poco exigíamos en los comentarios de esta web que los autores de Bruguera pudieran recibir justas compensaciones por la reedición que está haciendo RBA… ¿por qué no mantener el criterio si se recuperan en web estas mismas historias? ¿Qué diferencia hay? (y no, no vale en este caso que los que las suban a la red no tengan ánimo de lucro: con esa difusión se imposibilita que otras iniciativas que sí podrían ser rentables y dar dinero a los autores se lleven a cabo). ¿Dónde está el límite? La discusión, desde luego, es eterna, pero centrándonos en lo nuestro, el cierre de Scans_daily puede ser el pistoletazo de salida para que las editoriales alienten un efecto dominó de cierres, en el que pueden caer desde webs que se dedican a escanear novedades hasta otras que se dedican a la recuperación de clásicos perdidos. Por desgracia, nadie parece diferenciar entre una cosa y otra.

2 comentarios:

  1. No se que carajo pretenden, a mi criterio una historieta subida a internet no puede competir con una buena edición en papel,ni siquiera una mala.Es mas, creo que fomenta la compra y que se revaloricen algunos autores que pasaron al olvido.Siempre y cuando no se lucre con esto.
    Con respecto a esto pasáte por casa que subí unas páginas hechas junto al amigo Ibáñez.La técnica: lápiz y tinta china sobre papel,Te acordás cuando se dibujaba con estas herramientas?
    Abrazo y excelente tu blog, Miguel.
    Adrián.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por la invitación. Lo disfruté de veras. Abrazo

    ResponderEliminar